Contabilidad Administrativa – David Noel Ramírez Padilla

El constante cambio que está sufriendo el mundo, nos referimos a la globalización que hizo que las fronteras dejen de existir y la información se propague rápidamente a nivel mundial, también ha afectado a los negocios que enfrentan diariamente una competencia más feroz. Para afrontar lo anterior, el administrador necesita adquirir herramientas que le permitan manejar la información a su alrededor para cumplir con la estrategia del negocio y asegurar su permanencia en el largo plazo.

¿Qué es la contabilidad administrativa?

La contabilidad administrativa maneja e informa los factores internos y las cifras que influyen en la toma de decisiones, el contabilidad administrativa. La contabilidad administrativa a menudo es realizada por un contador administrativo, que puede ayudar a una empresa con tareas de contabilidad operativa interna como nómina, impuestos y administración de los activos de la empresa. La contabilidad administrativa se centra en la planificación y el control de la gestión para lograr los objetivos administrativos de la empresa.

La contabilidad administrativa implica la recopilación de información sobre el desempeño y la generación de informes a partir de esta información que ayudan a la administración a administrar una organización. Los informes se utilizan a diario para mantener el control y optimizar las operaciones. La contabilidad administrativa es un subconjunto de la contabilidad de gestión.

Cómo funciona la contabilidad administrativa

La contabilidad administrativa, un subconjunto de la contabilidad gerencial, implica una metodología formal para recopilar, informar y evaluar datos financieros que se ocupan de la planificación y el control de la gestión. Los informes pueden ayudar a los administradores y gerentes a evaluar las actividades diarias de la operación.

Las tareas de contabilidad administrativa a menudo las lleva a cabo un contador administrativo que es un empleado de la empresa. El contador administrativo a menudo está a cargo de cosas como la contabilidad, la nómina, la administración de los activos de la empresa, la preparación y planificación de impuestos, el control de inventario y el presupuesto corporativo. Libro AQUÍ